Rayco Pulido. Lamia.
Cómic / octubre 16, 2017

Astiberri, 2016. 90 páginas. Laia trabaja como guionista de un popular consultorio radiofónico en la post guerra. A través de un peculiar detective intenta encontrar a su marido del que no tiene noticias desde hace tiempo. Mientras tanto un misterioso asesino en serie siembra el terror por las calles. ¿Saben cuando una historia se queda dentro de ti después de haberla leído? Te descubres pensando en tal o cual detalle los días siguientes a su lectura. Es un gran rompezabezas donde todas las piezas están en su sitio, donde el dibujo acompaña de manera excelente a la historia, donde se tratan temas como el maltrato familiar, las imposiciones ideológicas de la religión, la venganza… Muy pero que muy bueno.

Lisa Mandel. Crazy Seventies.
Cómic / septiembre 22, 2017

Astiberri, 2014. Trad. María Serna. Segunda parte del recopilatorio de anécdotas sobre la vida de los enfermeros en un psiquiátrico francés. Con la llegada de los años setenta se intenta mejorar la vida de los pacientes incluyendo metodologías más humanas. Fue el auge de la antipsiquiatría. Pero aunque las intenciones eran buenas, y en cierta medida la calidad de vida de los pacientes mejoró -lo que no era difícil- las nuevas estrategias basadas más en las buenas intenciones que en estudios razonados dieron lugar a otras tragedias. Como siempre en esta serie increíble el contraste entre el dibujo festivo y las historias tan tremendas que se cuentan. Muy recomendable.

David Sánchez. Un millón de años.
Cómic / septiembre 20, 2017

Astiberri, 2017. 120 páginas. En una especie de tierra por la que, si han pasado un millón de años, no ha sido para bien, se desarrollan historias agónicas. Un mundo en el que hay que abandonar toda esperanza porque todo va a acabar mal. Si las cosas cambias, serán para ir a peor. Me gustó mucho su obra Tú me has matado, potente y perturbadora, aunque heredera de universos malditos de Clowes o Burns. Y por eso, aunque me fascinó, no me pareció del todo original. Pero aquí supera de largo a sus maestros y nos muestra un ambiente mezcla de ciencia ficción existencial y gore metafísico. Me ha gustado tanto que lo he leído dos veces, y las dos me ha dejado el mismo mal cuerpo. No hay futuro para las criaturas que se arrastran por estas páginas. Muy recomendable.

Lisa Mandel. El frenopático.
Cómic / julio 24, 2017

Astiberri, 2011. 88 páginas. Trad. Lucía Bermúdez Carballo. La autora creció entre historias de enfermeros de un psiquiátrico y decidió convertirlas en cómic. Pero lo que empezó con la idea de una recopilación de anécdotas humorísticas se fue transformando en algo más serio, en un verdadero retrato de la situación de los pacientes en una época en la que el trato que recibían no era precisamente ejemplar. Algunas páginas, pese al tratamiento simpático, llegan a estremecerte.

Antonio Hitos. Materia.
Cómic / mayo 22, 2017

Astiberri, 2016. 110 páginas. Una historia original y sugerente sobre como las abducciones extraterrestres trastocan la vida de los que las sufren (en un mundo en el que esas cosas ocurren con una aparente naturalidad). Un dibujo excelente, composiciones arriesgadas, una delicia. No creo, como dicen en la contraportada, que la historia sea un puzzle que acaba encajando sus piezas. Al revés, su potencia está más en lo que calla que en lo que muestra. Muy recomendable.

Alberto Vázquez. Psiconautas.
Cómic / marzo 29, 2017

Astiberri, 2007. Si les digo que es una historia sobre los problemas emocionales de los adolescentes contada con animales antropomorfos la imagen mental que les pueda sugerir estará en el extremo opuesto de lo que es el libro. Un dibujo falsamente naif que cuenta una historia cruda acerca de no encajar en el mundo, las drogas y la muerte. Me ha gustado más el grafismo -excelente, con imágenes realmente buenas- que la historia, que me ha parecido algo floja, mezcla de tópicos con aciertos. Una lectura recomendable. Otra reseña: Psiconautas, de A. Vazquez (Astiberri)

Marcos Prior. Necrópolis.
Cómic / marzo 28, 2017

Astiberri, 2015. 118 páginas. He leído todo lo que he podido de Marcos Prior desde que lo descubrí. Sus señas de identidad son claras, siendo la principal una innovación estética en el dibujo de las historias, con incorporación de elementos actuales (facebook, power point, youtube). Composiciones arriesgadas de páginas, desestructurando las viñetas, usando espacios en blanco, etcétera. Sus historias siempre contienen un acertado retrato de la sociedad de consumo, de una manera crítica pero nunca panfletaria o evidente. En este caso asistimos a las elecciones a la alcaldía de New Poole que no cuesta identificar con Barcelona. Pocas veces la narración se basa en el esquema de inicio.nudo.desenlace. Hay sucesos, desarrollo de una o varias historias paralelas, pero es el lector el que tiene que reconstruir el argumento. En mi opinión la obra más redonda de Marcos Prior, y la más pegada a la actualidad. Reseñas: Necrópolis (Marcos Prior) y Necrópolis, retrato de una sociedad convulsa

Santiago García y Luis Bustos. García I
Cómic / enero 11, 2017

Astiberri, 2015. 190 páginas. Recuperar a un trasunto de Roberto Alcázar como un castizo capitán América es sólo una de las muchas genialidades de este cómic. El secuestro de la candidata popular perfectamente reconocible, la reunión de los trasuntos de Podemos, el lugar donde descansaba este superhéroe español -que recuerda al Marvin de Miller- todo es de quitarse el sombrero. Me quedo con ganas de saber cómo concluye la serie. Cada día más enamorado de la labor de Santiago García como guionista.

Paco Roca. La casa.
Cómic / enero 5, 2017

Astiberri, 2015. 136 páginas. Tras la muerte de su padre tres hermanos vuelven a la casa del pueblo, la segunda residencia, para adecentarla un poco con vistas a venderla. En el proceso se despertarán los recuerdos de tantos fines de semana de su niñez y adolescencia. Me ha encantado. Como he tenido la suerte -esta vez sí- de leerlo en casita, he podido llorar a gusto.

Santiago García y Luis Bustos. García.
Cómic / enero 3, 2017

Astiberri, 2016. 200 páginas. Esta segunda parte es menos divertida pero con más acción. Bustos se luce con unas viñetas de un dinamismo impactante. El conjunto de los dos tomos, impresionante.