Análisis: Bq reader Darwin

mayo 23, 2011

Hay mucha gente que me pregunta si está bien esto del libro electrónico y que lector les aconsejo comprarse. Alguna vez he escrito por aquí sober el tema, y entre la dicotomía tinta electrónica (ebook clásico) y pantalla lcd (tablet) siempre me he decantado por los tablets, antes incluso de que saliera el iPad y la fiebre que ha traído consigo.

En mi caso la razón es sencilla; ya que tengo un aparato que pueda hacer más cosas, pero, sobre todo, que pueda leer tebeos. Con la tinta electrónica, de momento, eso es imposible.

Pero los tablets del mercado suelen ser caros (de 400 € para arriba) y los clones chinos tienen la desventaja de que la garantía es cuestionable. Así que buscando tablets baratos he encontrado los productos de bq readers. De precio están muy bien, pero ¿y la calidad? He pedido a la empresa uno de sus tablets para examinarlo y poder comentarlo aquí. Les pedí el modelo Darwin porque es el que tiene la pantalla más grande y por lo tanto mejor para leer tebeos.

Darwin está equipado con el sistema Android 2.1, una pantalla de 8,4 pulgadas con una resolución de 800×600, memoria interna de 8 gb, conexión wifi, puerto microUsb y tarjeta para memorias SD. Nada que envidiar a otros tablets más caros. El que tenga tarjeta SD en vez de microSD permite que podamos reaprovechar tarjetas antiguas pero, y para mí es importante, poniendo un adaptador SD-microSD podemos sacar las tarjetas sin forzar el mecanismo del aparato. En otro tablet a mí se me estropeó este mecanismo y me sale más caro arreglarlo que comprar uno nuevo.

Al encenderlo tenemos la típica pantalla Android de bienvenida (todas las fotos se pueden ver más grandes pinchando en ellas):

IMG_20110520_105834

Y pulsando el menú correspondiente accedemos a todas las aplicaciones que tengamos instaladas:

IMG_20110520_110020

Lo primero es lo primero ¿Se pueden leer libros? Por supuesto. El aparato viene con dos aplicaciones de lectura ya instaladas, incluyendo Aldiko, un lector con librería incorporada:

IMG_20110520_110131 IMG_20110520_110339

Pero las ventajas de tener un tablet sobre un libro electrónico están en que podemos instalar nuevas aplicaciones, como el lector del Kindle o el FBReader para leer el formato fb2:

IMG_20110520_110204 IMG_20110520_110310

Con un tablet con Android podemos encontrar aplicaciones para leer cualquier formato, y la experiencia de lectura a mí me parece buena. No es tinta electrónica y esto va a gustos, pero yo no la hecho de menos. Es más, para leer por la noche, en autobús o en hospitales, es una gran ventaja. Dos ejemplos, el lector que vene en el sistema y el de kindle instalado por mí:

IMG_20110520_110217 IMG_20110520_110401

Hasta aquí lo que se puede hacer con cualquier lector habitual. A partir de aquí, lo que sólo se puede tener si hemos optado por un tablet. Lo primero, leer tebeos. Existe una aplicación gratuita, Android Comic Viewer, que funciona bastante bien, aunque en los tablets a veces da algún error de tamaño de imagen:

IMG_20110520_110426 IMG_20110520_110512

La diferencia enter 7 y 8,4 pulgadas se nota. Es un tamaño suficiente para leer con comodidad la mayoría de tebeos.

El apartado multimedia también está muy bien. Puede utilizarse como marco digital, o para enseñar fotos a los amigos:

IMG_20110520_110826

Pero donde destaca es reproduciendo vídeo. Admite gran cantidad de formatos y en buena resolución sin saltos y con una autonomía de 7 horas comprobadas. ¿Algún viaje con niños para entretener? Aquí tenemos la solución:

IMG_20110520_112004

Sólo por esto ya merece la pena la compra del aparato. No enconrtarán reproductores más baratos y con tanta capacidad. También reproduce música.

Su conexión Wifi permite acceder a internet sin ningún problema y con fluidez:

IMG_20110520_111850

También podemos instalar juegos y todo tipo de aplicaciones:

IMG_20110520_112153 IMG_20110520_112229

En las imágenes, un juego de torretas y un simulador de Spectrum. Todo esto porque al tener Android disponemos de todas las aplicaciones que se han desarrollado para este sistema, y cuya enumeración aquí sería imposible. No dispone del Android Market, el sistema oficial de compra e instalación de aplicaciones. Supongo que esto es debido a que Google sólo permite tener el market a aparatos que cumplen unas determinadas condiciones. Pero no pasa nada, porque hay muchos markets alternativos y este dispositivo también tiene uno:

IMG_20110520_112254 IMG_20110520_112311

Yo, por ejemplo, utilizo mucho una aplicación llamada Team Viewer que me permite acceder de forma remota a mis ordenadores:

IMG_20110520_112750

No hace falta indicar lo útil que es.

El precio de este dispositivo es de 189 €, iva incluído. No hace falta gastarse un dineral para tener un dispositivo que nos permita leer libros, tebeos, acceder a internet y correo electrónico, ver vídeos, jugar y un largo etcétera. La relación calidad/precio es inmejorable, y es una de las mejores elecciones si queremos la potencia de un tablet pero a un coste asequible.

6 comentarios

  • The Walking City mayo 24, 2011en12:09 pm

    Estupendo Y exhaustivo análisis, gracias por compartirlo. La verdad es que el gadget es tentador, sin embargo me quedan algunas dudas que me viene directamente a la cabeza para emplearlo como e-reader: ¿no se cansa la vista con ese tipo de pantalla? ¿Qué tal se lee en el exterior y con luz directa fuerte? Que yo sepa las ventajas de la tinta electrónica son precisamente que la lectura es muy parecida a la del papel: ni te cansas la vista como con un monitor y bajo luz intensa (p.ej. a plena luz del día en la calle) el contraste se mantiene, no hay reflejos y puedes leer cómodamente.

  • Palimp mayo 24, 2011en2:21 pm

    En esto del LCD vs. tinta electrónica creo que va a gustos.

    Yo me he encontrado a personas que trabajan delante un ordenador 8 horas y cuando van a su casa pasan dos o tres viendo la tele y luego dicen que con la tinta electrónica no se les cansa la vista… pero ver tres horas la pantalla de televisión no les cansa.

    Yo leo bastante y cuando no es en papel es en pantalla LCD. No he notado nunca ninguna fatiga. Y personalmente me gusta más que la tinta electrónica.

    A plena luz del día, en plena calle, se lee mucho mejor la tinta electrónica, aunque ajustando la luminosidad del LCD se suele leer bien. Pero es cierto que en esas condiciones el LCD sale perdiendo. Pero ¿cuantas veces leemos en la calle a la luz del sol? Yo pocas. Y como digo en el texto cuando leo por la noche en la cama no tengo que encender ninguna luz y no molesto a mi mujer. Idem en viajes largos que cuando se hace de noche en muchas ocasiones no hay iluminación suficiente.

    Eso sí, las cosas que se pueden hacer con un tablet no tienen ni comparación con las del libro electrónico tipo Kindle. Yo tengo tres lectores tipo LCD y ninguno de tinta electrónica.

  • godel10 mayo 24, 2011en9:20 pm

    Muchas gracias por el análisis. Muy tentador, así que quisiera aprovechar tu conocimiento del aparato para hacerte una pregunta.

    La duda que me ronda por la cabeza es la siguiente: ¿se puede utilizar el wifi para traspasar ficheros al tablet o para pasar ficheros hay que utilizar por fuerza el cable usb?

    La verdad es que me interesa sobretodo para leer comics, pero me da mucho pereza si cada vez que quiero leer uno he de conectar el cable. ¿Es posible utilizar su explorador de archivos para acceder a servidores (ftp, ssh, …)? ¿La aplicación de comics puede leer ficheros en servidores remotos?

    Ya puestos, lanzo una preguntita más ¿el reproductor de música se puede utilizar también para ficheros remotos (haciendo streaming) o sólo reproduce ficheros locales?

  • Palimp mayo 25, 2011en2:58 pm

    La mejor manera para pasar archivos es vía tarjeta SD. Yo no utilice el cable para conectar con el ordenador en ningún momento. En una tarjeta de 16gb te caben comics hasta hartar. Un ejemplo; los 204 número que tengo digitalizados de la revista Cimoc ocupan 6,45gb. Por lo tanto no te hace falta conectarlo cada vez.

    Por otro lado, aunque la aplicación de comics no lee archivos en servidores remotos, tienes muchas aplicaciones en Android que permiten acceder a ftp, colgar archivos en la nube, etcétera. Por ejemplo, está Dropin que permite conectarte a tu cuenta de dropbox.

    El reproductor solo reproduce archivos locales pero de nuevo hay aplicaciones que reproducen en streaming, incluyendo la nueva de google. Hay algunas muy interesantes que se conectan por wifi a los ordenadores de tu red y así puedes reproducir música que tengas en el ordenador. Es decir, puedes tener la música en tu ordenador y mientras estés en la red reproducir en cualquier sitio tus archivos.

  • Vigo mayo 28, 2011en10:00 pm

    Bueh, estoy algo pez en este asunto, aunque cualquier dia creo que me compraré alguno o pedi´ré que me regalen alguno. Por un lado me mola que tenga algún tipo de funciones que asocio al ordenador y lo de que tengas acceso remoto a tu ordenador me parece alucinante. El precio también no me parece excesivo aunque un poco más barato ya sería la ostia.

    Ahora bien, a veces pienso que cuanto más sencillo, más compacto. En el sentido que a veces con menos funcionalidades, hay menos posibilidades que por cualquier golpe o lo que sea se rompa a la primera de cambio. Por lo que en estos gadgets tecnológicos «secundarios» (quizás la diferencia sería en esta palabra para unos y otros) prefiero comprarme algo muy barato y funcional. Y si se me escacharra me compro otro, y que así no duela tanto.

    Por otro lado me sorprende que un reader no lea formatos de cómics (ya te digo que soy totalmente ignoto a todo este mundillo). Este tipo de archivos serán en general pdf o jpg, generalmente comprimidos en cbr, rar o zip, o quizás algún otro formato. ¿Pero tan díficil es a un reader ponerle esta funcionalidad?

    Bufff. El que me diga que esto es barato y es la caña de España, al final creo que se lo compro.

  • Palimp mayo 30, 2011en10:46 am

    Si los ebooks estuvieran a 40/50 € no te diría que no; mejor comprar un lector básico que meterse en harinas. O incluso tener los dos. Pero incluso con las rebajas que han tenido que hacer por las apariciones de los tablets los ebooks de tinta electrónica siguen siendo caros. El Papyre más barato vale 179 €. El Kindle más barato vale 139$, pero hay que comprarlo por internet o en el extranjero. Dentro de bqreaders el modelo más barato vale 139 €.

    Es decir, que por la diferencia de precios la diferencia de prestaciones es abismal.

    El problema con la tinta electónica es que no se puede hacer en color, por eso no leen comics.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.