La buena gente
Noticias / febrero 11, 2010

El infierno son los demás, y cuando se tienen diferencias con los vecinos llevarías hasta en la ducha una camiseta con ese lema. ¡Ah, las comunidades de vecinos! Cuanto odio, malos entendidos, críticas y envidias en un espacio tan pequeño y por parte de personas en principio razonables. Cuando la gente se queja de lo mal que va el mundo siempre pienso lo mismo. Si el patio de una escalera rezuma mala baba me maravilla que las ventajas de la civilización puedan extenderse más allá de una tribu pequeña. Toda sociedad moderna es un milagro. Luego pasas hora y media hablando con un técnico de ADSL para seguir sin internet y acabas convencido de que el infierno está lleno de incompetentes. La mala suerte remata la faena y pierdes un libro que llevabas a devolver a la biblioteca. Hay semanas que tendrían que empezar los viernes. Pero luego estás con la familia y el mal humor va desapareciendo, un café o unas cervezas con los amigos hacen que olvides los problemas y descubres que alguien encontró ese libro y, en vez de quedárselo, lo devolvió a la biblioteca. Recuerdas tantas lecturas en las que protagonistas amargados encuentran una tregua en…

Michael White. Lenguas viperinas y soñadores tranquilos.
Ensayo / febrero 10, 2010

Espasa Calpe, 2002. 460 páginas. Tit. Or. Acid tongues and tranquil dreamers. Trad. Hugo Romero. Genios con mal genio Cuando me paso por la biblioteca de la Sagrada Familia siempre aprovecho para llevarme algunos libros de divulgación científica, de los que no están mal surtidos. Éste me llamó la atención, basado en la premisa de que el enfrentamiento puede ser un buen motor del progreso científico. Analiza los casos de Newton contra Leibniz por la prioridad del cálculo infinitesimal, el de Lavoisier y Priestley en los orígenes de la química moderna, la defensa de la teoría de la evolución por parte de Darwin y la oposición de Owen (el que acuñó la palabra dinosaurio), la lucha entre Edison y Tesla por el método adecuado de instalación eléctrica (alterna o contínua), la carrera por la bomba atómica (que no fue tal, porque alemania iba muy retrasada), el desciframiento del ADN, en el que triunfaron Watson y Crick frente al imponente Pauling, la carrera espacial entre rusos y americanos y, por último, el enfrentamiento entre Bill Gates y Larry Ellison, de Oracle (hoy sería con Steve Jobs o con Google). El estilo periodístico del libro me chirriaba un poco al tratar de…

Entrevista a Fernando Argenta
Noticias / febrero 9, 2010

Vía Libro de notas llego a esta entrevista a Fernando Argenta: Entrevista a Fernando Argenta Para todos los que se quedaron huérfanos cuando acabó clásicos populares y el conciertazo. A este hombre la gente le quiere: El cariño de la gente. Verás, me sucedieron cosas increíbles. Antes cuando estaba en activo, la gente me reconocía, me miraban, pero no se atrevían a decirme nada; pero cuando desaparecieron mis programas… Fue como si una barrera se hubiera roto, y me abordaban, venían a hablar conmigo, me abrazaban. Me sucedieron anécdotas inimaginables, como cuando subí a un autobús con mi mujer, tenía preparadas las monedas para pagar, y el conductor me las rechazó diciendo: “yo a usted no le cobro”. O aquella vez que unos guardias civiles me pararon en un control rutinario de alcoholemia y, al reconocerme, exclamaron: “usted es el del Conciertazo”, y no me dejaron soplar. Entonces, pienso, que si suceden cosas como éstas, será que algo bueno he hecho. Y no me extraña. ¿Para cuando todo clásicos populares en la web de RTVE? Seguro que sería un record de descargas.

Patricia Highsmith. Once.
Cuentos / febrero 8, 2010

Editorial Planeta, 2001. 190 páginas. Tit. Or. Eleven. Trad. P. Elías. Angustia Titular un libro de relatos once porque tiene once cuentos no es muy original, pero me sirve para cumplir con el apartado de cuatro letras del reto 2010. Ya comenté la sorpresa que supuso la lectura de Catástrofes, así que he seguido con los siguientes cuentos: El observador de caracoles Los pájaros a punto de emprender el vuelo La tortuga de agua dulce Cuando la escuadra llegó a Mobile En busca del Tal o cual Claveringi Gritos de amor Señora Afton, entre tus verdes laderas La heroína Otro puente por cruzar Los bárbaros La pajarera vacía Que quizá no me han impactado tanto pero cuya calidad no puede cuestionarse. Cuando la escuadra llegó a Mobile es una obra maestra. La obsesión por los caracoles en El observador de caracoles y En busca del Tal o cual Claveringi no puede sorprender, ya que su viscosidad los hace aptos para relatos tenebrosos. El terror que nos provoca una aparente buena chica como la protagonista de La heroína puede hacer que miremos con desconfianza a todo el mundo, y el animal misterioso de La pajarera vacía puede ser una alegoría de…

Alberto García Salido. El tipo que escucha.
Cuentos / febrero 5, 2010

Editorial Alfasur, 2009. 88 páginas. Espacio interior Recibir un libro siempre es una alegría. Si encima te gusta, todavía más. Así que empiezo dando las gracias a Alberto por hacerme llegar un ejemplar de este volumen de cuentos, pequeño pero bien editado. Empieza con un cuento de una niña que sube a la azotea para ver las estrellas escapando de su situación familiar, continúa con las dificultades de Mario el vagabundo para apropiarse de una manzana y acaba con el cuento que da título al libro sobre un tipo cuya única labor es escuchar las intimidades -casi confesiones- de tres desconocidos. Y rematado por un epílogo pseudopoético. La lista completa es la siguiente: Las estrellas mismas de la creación Quedan demasiado lejos Era la primera vez Cierta majestad en su forma Agujero en la tierra Reparar lo que otros han vendido antes Quiero irme de aquí Mi primera jornada de trabajo Pistas Dulces sueños Rodeado Siempre El tipo que escucha Si te mira fijamente (epílogo pseudopoético) Creo que al autor todavía le queda camino por recorrer, pero este comienzo promete. Sin ser conocido algunos de sus cuentos me han gustado tanto como algunos de autores de más renombre, pero con…

Esteban Gutiérrez Gómez. El colibrí blanco.
Novela / febrero 3, 2010

EH Editores, 2009. 88 páginas. Schindler en castilla Esteban Guiérrez ya tuvo la gentileza de regalarme un ejemplar de El laberinto de Noe y repite de nuevo. Mis agradecimientos por adelantado. El libro narra la historia de Antonio Menéndez Seoane el carnicero, encargado de dar matarile por la vía no oficial a detenidos del regimen franquista. Trabajando en solitario despachaba a cuantos le ordenaban. Pero el carnicero esconde un secreto. Leyéndolo me ha recordado a un Manuel Rivas de la meseta castellana (como elogio lo digo y espero que así lo entienda el autor). Me ha gustado más que el Laberinto de Noe y es una buena incursión en el terreno de la novela. Esperaremos las próximas obras del autor. Extracto:[-] Al instante aparecieron Julián, el pastor, y su hermano, Flores. No les sorprendió la noticia. Tras un beso a las mujeres, se refugiaron en el cuartillo de la entrada, a espaldas de la antigua herrería que regentó el padre de Flora durante la época de las bestias. Sin que nadie dijese nada prendieron unos troncos en la pequeña chimenea del zaguán. Se sentaron a su alrededor. Luego llegó Manolo, vio el fuego del hogar, les saludó con un alza…

Cuando naces pa’ martillo, del cielo te caen los clavos
Noticias / febrero 2, 2010

Me gusta comprar libros. No me gusta tener en mi biblioteca libos sin leer. Las dos cosas son incompatibles, porque generan una lista de libros por leer bastante grande. El año pasado tenía casi 300, y decidí que en 2009 no compraría ninguno (eso quiere decir comprar sólo unos 30 ó 40). Con un poco de suerte bajaría la lista de pendientes a un nivel aceptable. La parte de las compras la seguí con bastante fidelidad. Pero mi karma de lector se impuso. Empecé el año con el regalo de un par de bolsas de libros por parte de mi amiga Sandra: Pero otras amigas también tenían libros de los que deshacerse. Cristina me mandó unos cuantos: Y Mina también tenía para repartir: Por si tanta amabilidad fuera poco, el destino también tenía ganas de obsequios. Un día vino mi suegra a casa cargada de libros porque en la esquina habían dejado varias cajas. No quise bajar porque normalmente suelen ser malos, pero bajé y no subí más porque no me cabían: Entre ellos algunos que tenía en mi lista de deseos. Esto sí que es una ganga. También tengo que agradecer a editoriales y amigos que me han regalado…

Llorenç Villalonga. El llumí i altres narracions.
Cuentos / febrero 1, 2010

Edicions 62, 1980. 108 páginas. Proust en mallorca Otro descubrimiento; nada sabía de Llorenç Villalonga y ha resultado ser un clásico. Además no recuerdo como llegó este libro a mis manos; seguramente era de los que encontré en la calle. Se incluyen los siguientes relatos: Memòries d’un mirall Charlus a Bearn Marcel Proust intenta vendre un De Dion-Bouton Odéon – Saint-Michel El llumí La Xantipa L’encobridor La prosa es exquisita, barroca pero con un tono irónico que la aligera. La historia de la venta del automóvil por Proust fue capaz de arrancarme más de una carcajada, aunque está escrita como lo hubiera hecho el mismo Proust. El final de Charlus a Bearn refleja el sentir del autor, inmerso en un mundo antiguo, que mira con cariño e ironía. En La Xantipa nos ponemos en la piel de la mujer de Sócrates y su famoso mal genio que, a la postre, consigue sus beneficios. Una pequeña delicia de la que destaco para el baul de las curiosidades dos fragmentos: No puc dir de quin diges es tracta; la vostra sensibilitat moderna no ho toleraria. I par-lau de llibertats! En el meu temps, tots els amants tossien abans d’entrar a l’habitació de…